Los antiguos egipcios fueron los primeros  aromaterapeutas en la historia que descubrieron que las fragancias son efectivas y pueden ser utilizadas para las prácticas religiosas, los tratamientos de la enfermedad y otras necesidades físicas y espirituales.
  
Se utilizaron los aceites esenciales, hierbas, aceites perfumados y especias ampliamente en el cuidado de la piel, masaje corporal y para limpiar las impurezas físicas.
Los que más investigaron sobre el olfato fueron los egipcios, y de ellos heredamos la elaboración de aceites esenciales, perfumes y bálsamos.
Fueron los magos de la aromaterapia.
Sus dioses y creencias, sus vestidos y abalorios, sus ungüentos y su lujo ocupaban el lugar preponderante en la vida egipcia.
Los egipcios lentamente trajeron la aromaterapia al ejercicio de la medicina también. El Papiro Ebers (descubierto en 1817), que se remonta a 1500 A.C., es una de las listas de más de 800 remedios médicos diferentes y las recetas en que la mayoría de ellos utilizaba los aceites esenciales.
 
El olor nos conserva el recuerdo, nos abre el apetito, nos atrae eróticamente, nos involucra emocionalmente, pero también puede destrozarnos las perspectivas de una noche, de una fiesta, o de un almuerzo. Utilizamos el olfato permanentemente: pacificamos el alma con la aromaterapia, invocamos a nuestros guías espirituales con el incienso, atraemos el amor con el perfume; satisfacemos nuestros instintos con el aroma de la pareja.

El buen aroma nos atrae, y rechazamos aquello de olor desagradable. Nuestro espíritu vibra con la brisa marina, con la tierra mojada, con la frescura de la cascada y la risa de las flores, porque sus aromas nos conectan con unas vibraciones puras. 

Porque siempre lo hemos hecho, horneamos, cocemos al vapor, sazonamos nuestros alimentos con ellos, sólo que no nos habíamos dado cuenta! Ya sea que cocine con  orégano, perejil, eneldo, cilantro o cualquiera de los cientos de hierbas y especias (se llama a una parte vegetal con propiedades aromáticas o picantes) que se usan en el arte culinario; son ellos, los aceites esenciales de estas plantas, los que nos dan el sabor y el aroma exquisito a nuestros platillos.
Aunque en la antigüedad, las hierbas no se usaban para dar sabor a la comida, sino que se usaban por sus propiedades curativas.
Los aromas son responsables del 90% de nuestro sentido del gusto. El sentido del olfato es el único que nos conecta directamente al lóbulo límbico del cerebro, que es el centro del sabor, emoción y memoria. Esta conexión directa tiene un poder emocional que nos hace tener fuertes recuerdos de las personas, cosas, lugares y comidas que huelen y saben bien!
Los aceites esenciales de grado terapéutico contienen  todas las substancias que se encuentran en bolsas microscópicas  dentro de la raíz, tallos, brotes, hojas y pétalos de las plantas, como moléculas de oxígeno, aminoácidos, co-enzimas, vitaminas, hormonas y más; que en la planta cumplen funciones de protección, defensa y aseguran que las plantas aromáticas no tengan enfermedades, insectos que las ataquen, etc.
Estos aceites tienen propiedades antisépticas muy poderosas y al mismo tiempo combaten virus, bacterias, hongos y parásitos, así como un efecto psicológico. Si hay algo holístico en este mundo, son los aceites esenciales, pues tienen la habilidad de operar efectivamente no sólo a nivel celular y físico, sino también en aspectos emocionales, intelectuales, espirituales y estéticos de nuestra vida.
Por ser concentrados, los Aceites Esenciales Grado Terapéutico son de 50 a 70 veces más potentes terapéuticamente hablando que la planta de donde provienen.
Representan un sistema de medicina que está en perfecta armonía bioquímica con el cuerpo humano, sin agredirlo en términos de calor o electromagnetismo.
Son un sistema de ayuda natural para prevenir enfermedades y aliviar síntomas, sin contaminarnos ni contaminar al medio ambiente.
Tener Aceites Esenciales en la despensa es como tener un Jardín de Hierbas en constante floración y de acceso muy fácil. Además pueden durar años guardados y siempre estar listos para usarse.
Los aceites cítricos es preferible guardarlos en el refrigerador.
El 98% de los aceites esenciales del mercado NO SON COMESTIBLES! Debido al contenido de químicos como fijadores y aceites vehículares minerales, no vegetales.
PARA QUE UN ACEITE ESENCIAL SEA COMESTIBLE, DEBE TENER LAS CERTIFICACIONES:
GRAS: GENERALLY REGARDED AS SAFE,  
FA: FOOD ADDITIVES,
KÖSHER.
 
A continuación  la lista de aceites  esenciales certificados por la FDA (Food and Drugs Administration).
Allspice, Angelica, Anise, Basil, Bergamot, Chamomille, Cinnamon Bark,  Clary Sage, Clove, Coriander, Dill, Eucalyptus Globulus, Frankincense, Galbanum, Geranium, Ginger, Grapefruit, Hyssop, Juniper, Jasmine, Laurus Nobilis (Bay), Lavender, Lemon, Lemongrass, Lime, Melissa, Marjoram, Myrrh, Neroli, Nutmeg, Orange, Oregano, Palmarosa, Patchouli, Pepper Black, Peppermint, Petitgrain, Pine, Rose, Rosemary, Rosewood, Sage, Sandalwood, Savory, Spearmint, Spruce, Tangerine, Tarragon, Thyme, Valerian, Vetiver, Ylang Ylang.
 Comprálos ahora mismo:   https://ylwebsite.com/ylAcuAroma
Los aceites esenciales de las plantas no son iguales que los aceites vegetales. Los aceites vegetales contienen moléculas de glicerina que les da esa característica textura resbalosa y deja residuos grasosos cuando se aplica  sobre la piel.
Los aceites esenciales no contienen moléculas de glicerina y no tienen esa consistencia resbalosa a menos que se mezcle con aceite vegetal. Por lo tanto son rápidamente absorbidos en la piel sin dejar ningún residuo. Los aceites esenciales son solubles en alcohol pero los vegetales no lo son.
Los aceites esenciales son extractos de plantas aromáticas. Esto consiste en que son exclusivamente moléculas aromáticas volátiles, que lentamente se evaporan cuando son expuestas al aire y temperatura regular. Cuando se usan en recetas que deben refrigerarse, se evaporarán después de un rato.
Como los aceites esenciales son destilados con vapor, no contienen grasas, ya que las grasas son muy pesadas para evaporarse y por lo tanto no sobreviven al proceso de destilación. Al contrario, los aceites vegetales son 100% grasa y cargadas de pesticidas carcinógenos, que son solubles en grasa.
Los métodos de extracción son diferentes. Los aceites vegetales se obtienen prensando las semillas a temperatura alta (450º F), generalmente son hervidas y su aceite se extrae con químicos como el hexano (solvente líquido derivado del petróleo) que finalmente permanece en el aceite.
Los aceites esenciales grado terapéutico, están certificados por su proceso de destilación  sin químicos ni solventes, en donde se conserva la pureza y todas  las propiedades curativas de la planta en cada gota de aceite. Con excepción de los aceites esenciales cítricos que se extraen por presión en frío, se exprimen las cáscaras.
Los aceites esenciales son componentes orgánicos muy poderosos, ya que contienen una compleja mezcla de substancias químicas como: alcoholes, fenoles, ésteres, sesquiterpenos, terpenos y aldeidos, que están sinérgicamente balanceados por la madre naturaleza para el bienestar de cada planta.
 
TERPENOS: Con este nombre se conoce a un grupo importante de componentes vegetales que tienen un origen bio-sintético común. Todos, aunque con estructuras químicas muy distintas, proceden de la condensación.
 
SESQUITERPENOS: Son compuestos que tradicionalmente han sido considerados como “amargos”. Poseen diferentes actividades farmacológicas: antiinflamatoria, antimicrobiana, anti-migrañas, etc. Sin embargo, son también causantes de procesos alérgicos, principalmente dermatitis de contacto.
 
Un solo aceite esencial puede contener hasta 800 componentes químicos diferentes para nutrir a la planta, protegerla, curarle sus heridas y atraer insectos benignos para ella.
Con estos antecedentes nos queda muy claro que los aceites esenciales son totalmente diferentes en su composición química  a la de los aceites vegetales.
 
Los aceites esenciales son muy potentes. 
1 gota de aceite esencial de Menta equivale a 28 tazas de té. 
2 gotas de A.E. equivalen a 0.50 gms de hierbas secas  ya que al secarse las hierbas,  pierden hasta un 90% de sus propiedades curativas y moléculas de oxígeno; mientras que los aceites esenciales las conservan todas.
Los Aceites Esenciales han sido clasificados en 3 categorías, usando la analogía de la escala musical para explicar sus beneficios: los aceites que se evaporan en 1-2 horas, se llaman Notas Altas. Los aceites que se evaporan en 2-4 horas son considerados como Notas Medias. Y los aceites que tardan más tiempo en evaporarse se llaman Notas Bajas o base y algunos de estos aceites tardan días en evaporarse.
1.- Siempre guarde los aceites esenciales grado terapéutico en frascos de vidrio  color ámbar,  preferentemente en lugar  fresco y seco, ya que el calor y la luz destruyen sus efectos benéficos.

2.- Los aceites de cítricos como son fotosensibles, deben guardarse en el refrigerador.
3.-Evite tocar el gotero con los dedos directamente, ya que nuestra grasa y sudor pueden alterar la composición del aceite.
4.- Cada aceite tiene diferente viscosidad, así que trate de que la botella gotee en un ángulo de  45º.
5.- Destápelo sólo para sacar las gotas que va a usar y tápelo inmediatamente, ya que son muy volátiles. Ciérrelos bien.
6.- Los aceites fuertes como Romero (Rosemary), Salvia (Sage), Albahaca (Basil) y Orégano, deben diluirse en aceite vegetal o agua antes de usarlos. Para ¼ de taza, use 2 gotas y pruébelo, si le falta para su gusto, añádale más. También puede poner una gota en la ensaladera y frotarla antes de agregar su ensalada.
7.- Procure vaciar l ó 2  gotas en una cucharita, ya que si lo hace directamente a la cazuela, se le pueden ir más de las necesarias y amargarle la comida.
8.- Manténgalos fuera del alcance de los niños.
9.- Póngalo en sus platillos ya casi al final de la preparación, primero para que no se evaporen y como son de hierbas debemos conservarlos frescos.
10.- Si accidentalmente le cae aceite esencial en sus ojos o nariz y le pica, aplique aceite vegetal y neutralizará al aceite esencial en cuestión de 10-30 segundos.

 

This site is protected by wp-copyrightpro.com